Deporte y ostomía

Tras la recuperación de la cirugía, no existe ninguna razón médica por la que no se pueda practicar deporte siendo portador de una bolsa de ostomía.

El ejercicio físico es beneficioso para todo el mundo, pero en el caso de los ostomizados, mantener un peso saludable y los músculos tonificados es muy importante para ayudar a prevenir hernias en el estoma. El deporte también posee importantes beneficios desde el punto de vista psicológico, recuerda el mens sana in corpore sano.

Así que si estás ostomizado, es recomendable que recuperes cuanto antes las mismas actividades físicas y deportivas que realizabas antes de la cirugía. Si lo tuyo nunca ha sido el deporte, busca alguna actividad que te divierta, ahora es un buen momento para iniciarte.

Para acabar de recuperarte de la cirugía, puedes empezar caminando o dando pequeños paseos e ir aumentando de forma gradual la actividad. En poco tiempo, estarás de nuevo en forma para practicar tu deporte favorito.

Bolsa, ostomía y consejos generales

Al estar ostomizado, es aconsejable que vacíes o cambies la bolsa de ostomía antes de iniciar cualquier actividad. Asegúrate que el disco está bien adherido a la piel para evitar fugas.

Recuerda que la hidratación es fundamental, independientemente del tipo de ejercicio que hagas. Lleva siempre contigo un botellín de agua. Mejor si evitas las bebidas carbonatadas o con cafeína, ya que pueden aumentar la producción de gases y favorecer la evacuación.

Te sentirás más seguro y cómodo si utilizas accesorios o prendas que te ayuden a fijar la bolsa de ostomía y se adecuen al deporte que vayas a practicar, pero es importante que no te opriman para favorecer el vaciado del estoma.

Puedes utilizar bandas de algodón (enlace), bandas de  lycra (enlace) o el ostomysport (enlace) muy recomendado para deportes acuáticos.

Adecúa tu ostomía a tu deporte favorito

Deportes al aire libre. Si practicas deporte al aire libre, protege siempre tu piel, el estoma y la bolsa del sol. Puedes utilizar fundas o cubre estomas específicos. (enlace fundas).

Deportes y actividades acuáticas. Tanto en los deportes acuáticos, como si decides disfrutar de un día de playa o piscina, debes tener en cuenta que las placas o dispositivos adhesivos actuales son resistentes al cloro y al agua de mar, pero para que aguanten bien no deben colocarse nunca justo antes de sumergirse ni prolongar mucho el tiempo del baño. Si tienes dudas o no estás muy seguro, puedes hacer la prueba en casa sumergiendo la bolsa en la bañera.

Evita que entre agua en la bolsa a través de los filtros, deben estar siempre tapados. Existen dispositivos para ello.

Un traje de baño o un accesorio que fije la bolsa y alargue la función adhesiva del disco mientras estés sumergido, te ayudará a sentirte más seguro.

El ostomysport es una opción que te ayudará a sentirte muy cómodo para la práctica de deportes acuáticos (enlace). Para disfrutar de un día de playa o piscina, las bandas de lycra (enlace) son la opción perfecta. Intenta evitar trajes de neopreno o bañadores que te opriman mucho.

Si decides darte un homenaje y disfrutar de una sesión spa o un balneario, evita los chorros o la presión de agua directamente en el abdomen.

Deportes de alto impacto. Debes tener un especial cuidado con los deportes de contacto, violentos o bruscos como el boxeo, artes marciales, rugby, levantamiento de pesas… Conviene que evites los impactos directos sobre el estoma o forzar mucho la musculatura abdominal, ya que podrías lesionarte o provocar una hernia o prolapso de tu estoma.

Ciclismo. En el caso de las personas que se les extirpa el recto, pueden tener molestias al montar en bicicleta. Estas molestias se reducen si utilizan un sillín más suave o  acolchado, con abertura central, para disminuir la presión que se realiza en esa zona.

Ante una molestia o anomalía practicando deporte o cualquier otro tipo de actividad, consúltalo siempre con tu médico o estomaterapeuta, ellos te darán las mejores pautas y consejos para que la ostomía no sea un impedimento en tus actividades.